Arquitectura culinaria: 16 proyectos que exploran diferentes diseños de cocina

Share on facebook
Compartir
Share on twitter
Twittear
Share on linkedin
Compartir
Share on whatsapp
Compartir

Ya sea que se disfrute en un restaurante o se prepare en casa, una cosa es segura: la comida une a las personas. Por esta razón, los arquitectos comenzaron a colocar las cocinas en el corazón de los hogares, ofreciendo a los residentes un espacio para cocinar, cenar y pasar tiempo de calidad con sus familias y amigos. Sin embargo, no en todas las casas caben cocinas amplias, algunas son demasiado pequeñas y otras no tienen la configuración espacial adecuada para ello. En este enfoque interior, exploraremos cómo los arquitectos y diseñadores optaron por diferentes diseños de cocina en función de las diferentes necesidades espaciales y de los usuarios.

Antes de iniciar cualquier proceso de diseño, es importante comprender cómo y quién utilizará la cocina. Idealmente, el espacio debe garantizar que el usuario se sienta cómodo trabajando y moviéndose por el espacio, por lo que es mejor tener en cuenta diferentes escenarios: ¿qué hace el usuario primero? ¿Dónde posiciona la despensa? ¿Con qué frecuencia acceden al refrigerador? ¿Qué tipo de comida cocinan y qué tipo de espacio necesitan? ¿Cuántas personas usan la cocina?, etc.

Varios estudios han definido 5 áreas generales en una cocina: el área de la despensa, que incluye el espacio de almacenamiento de alimentos, productos enlatados y el refrigerador, el área de almacenamiento, que incluye electrodomésticos, utensilios de cocina, el fregadero, el área de preparación y el área de cocción, que incluye la cocina y el horno. Tradicionalmente, las cocinas deben seguir el concepto de triángulo de trabajo, que asegura que las tareas principales realizadas entre el refrigerador, el lavadero y el horno deben estar conectadas por una línea imaginaria de tres puntos. Este triángulo permite a los residentes moverse por estas funciones principales con un tráfico mínimo y una eficiencia máxima.

A continuación un conjunto de los 8 tipos de diseños de cocina utilizados por arquitectos y diseñadores de interiores junto con ejemplos de cómo se usaron en proyectos residenciales.

Diseño Lineal

El diseño lineal es uno de los más populares, especialmente después de la aparición de viviendas a pequeña escala. Estas cocinas, que a menudo se encuentran en departamentos y lofts, son conocidas por ocupar muy poco espacio, ya que contienen todos los gabinetes y electrodomésticos en una sola pared, lo que optimiza el flujo de trabajo y la circulación.

Paralela / Pasillo

Esta opción de diseño de cocina presenta dos encimeras paralelas con un corredor en el medio. A menudo se utiliza en casas tradicionales o pequeñas. Los arquitectos utilizan esta solución cuando una de las paredes de la cocina tiene una gran abertura que impide el uso de esta pared. Como el pasillo es estrecho, los electrodomésticos principales se reparten entre los dos bancos para que la circulación se agrupe en una única zona y sea lo más reducida posible. Los diseñadores de interiores recomiendan dejar de 1,2 a 1,5 metros de espacio libre entre las dos encimeras para una buena circulación. En el caso de una cocina muy estrecha, 90 centímetros es suficiente para los que viven solos, por ejemplo

Cocina en L

Las distribuciones en L están consideradas como uno de los diseños de cocina más buscados por su flexibilidad, funcionalidad y eficiencia, independientemente del estilo adoptado. Estos diseños utilizan dos paredes ortogonales para sostener todos los electrodomésticos y gabinetes, facilitando y minimizando la circulación, especialmente en casas pequeñas.

Cocina en U

El diseño de la cocina en forma de U utiliza tres paredes adyacentes para albergar todos los utensilios y gabinetes de la cocina, sin obstrucciones a la circulación en medio del espacio. Como estos diseños se pueden utilizar en casas que tienen una sala que da servicio a la cocina o en planos de planta abiertos, los diseñadores aprovechan el espacio que tienen y colocan cada uno de los tres electrodomésticos principales en una pared, creando libre circulación en el triángulo de trabajo.

Cocina Isla

Uno de los diseños de cocinas más demandados es la cocina con isla, especialmente en espacios abiertos o cuando el espacio es lo suficientemente grande para acomodar los espacios de circulación necesarios para este diseño. La isla es una unidad independiente frente a la pared principal de la cocina que se puede usar como mesa de comedor, almacenamiento, superficie de trabajo o para albergar uno de los electrodomésticos principales, como el fregadero o la estufa. En este diseño particular, el tamaño y la ubicación de la isla pueden hacer o deshacer la experiencia de usar la cocina. La mayoría de los diseñadores de interiores explican que las islas deberían ocupar entre el 6,5 y el 10% del área total de la cocina. La distancia entre la isla y el resto de gradas también es muy importante; si la isla no tiene bancos en un lado, dejar al menos 1 a 1,2 metros de espacio vacío entre la isla y los otros mostradores para facilitar el movimiento y dejar al menos 1,2 metros si hay asientos o gabinetes.

Península

Al igual que con el diseño de la isla, la península también tiene un banco adicional que se utiliza para las comidas o como superficie de trabajo. Sin embargo, en lugar de ser un elemento desconectado en el medio de la cocina, un extremo de este mostrador está conectado a una pared o un armario. Como se explicó anteriormente, no hay un tamaño establecido, pero la mayoría de las penínsulas suelen tener al menos 60 centímetros o el mismo ancho que el resto de las encimeras de la cocina. En cuanto a la altura, puede seguir al resto de las superficies de la cocina o ser ligeramente superior o inferior dependiendo del tipo de asiento de comedor que se utilice.

Cocinas compactas

Con el aumento de la popularidad de las viviendas compactas, las cocinas también se han reducido, dejando a los residentes solo con espacio para los electrodomésticos básicos y circulación mínima. Asimismo, las casas con áreas pequeñas como casas de verano y cabañas, tienen cocinas reducidas, ofreciendo solo un lavadero, una mini refrigerador, un mini horno y almacenamiento.

Cocinas ocultas

A algunos propietarios no les gusta tener la cocina y los electrodomésticos a la vista, ya sea por gusto personal o porque va en contra de la estética minimalista y elegante por la que han optado. La solución es diseñar una cocina compacta y oculta que se pueda ocultar fácilmente y que se integre con el resto del diseño interior.

Fuente: https://www.plataformaarquitectura.cl/

Suscríbete a nuestro boletín

Recibe noticias del sector todas las semanas en tu correo electrónico y mantente actualizado de todas las novedades y tendencias del sector ferretero y de la construcción.

Deja un comentario

¡Suscríbete a nuestro boletín!

Edición #12

Lee nuestra edición más reciente